lunes, 23 de marzo de 2009

IGUALA SIN COMPETIR


Los ancianos del consejo de un antiguo pueblo llegaron hasta la choza de un viejo maestro. Venían a consultar al sabio sobre un problema del pueblo.
Desde hacia muchos años, pese a todos los esfuerzos del consejo, los habitantes habían empezado a hacerse daño. Se robaban unos a otros, se lastimaban entre si, se odiaban y educaban a sus hijos para que el odio continuara.
-Siempre hubo algunos que se apartaban del camino –dijeron- los consejeros, pero hace unos diez años comenzó a agravarse y desde entonces a empeorado mes a mes.
-¿Qué paso hace 10 años?- pregunto el maestro.
-Nada significativo -respondieron los del consejo-. Por lo menos nada de malo. Hace 10 años terminamos de construir entre todos el puente sobre el río. Pero eso solo trajo bienestar y progreso al pueblo.
-No hay nada de malo en el bienestar –dijo el sabio-, pero si lo hay en comparar mi bienestar con el del vecino. No hay nada de malo en el progreso, pero si en querer ser el que mas ha progresado. No hay nada de malo en las cosas buenas para todos, pero si en competir por ellas. La solución es un cambio de silaba…
-¿Cambio de silaba? –preguntaron los del consejo.
-Debéis enseñar a cada uno de los habitantes del pueblo que si a la palabra competir le cambian la silaba central Pe por Par , se crea una nueva palabra: com-PAR- tir… Cuando todos hallan aprendido el significado de compartir, la competencia no tendrá sentido y, sin ella, el odio y el deseo de dañar a otros quedara sepultado para siempre.

Jorge Bucay.

-¿ ES REALMENTE NECESARIO COMPETIR PARA MEJORAR?
-¿ QUE ES MAS IMPORTANTE PARA UN GRUPO, APORTAR O RECIBIR ?
-¿QUE ES MAS IMPORTATE EL CAMINO O AQUELLO QUE TE LLEVO A CAMINAR?

2 comentarios:

Lau dijo...

Sinceramente no creo que sea para nada necesario competir, cada uno tiene su espacio en éste mundo y sus cosas buenas y malas. En general, siento que hoy en día, estamos viviendo en un mundo muy egoista, parece que cuesta mucho compartir. Estamos todos en el mismo barco, sería tan distinta nuestra vida si fueramos más "hermanos" y menos individualistas.
Un besito.

Infantil Fol 2008 2009 dijo...

Estoy de acuerdo contigo Lau, qué distingo sería todo si el amor y el "nosotros" fueran el hilo conductor y no el egoísmo y el YO categórico. Al menos nos queda la esperanza de encontrar por el mundo seres como tú, llenos de Luz y sabiduría de la BUENA. Mil besos desde SEvilla y gracias por venir